Sospechoso de ataque en París luchó con al-Qaida en Yemen

DD7E2394-AF1D-4838-9D19-3FCD050C1AC0.jpg__294__440__CROPz0x294y440
Yemen, AP.-Las autoridades yemeníes sospechan que Said Kuachi, uno de los hermanos involucrados en el ataque a un semanario de París, luchó con al-Qaida en Yemen cuando la organización terrorista desarrolló una ofensiva al sur de ese país Yemen, dijo el viernes un alto funcionario de seguridad. Y funcionarios estadounidenses de seguridad creen que recibió entrenamiento de al-Qaida allí para regresar a Francia y perpetrar un ataque.

Testigos del atentado a las oficinas del semanario Charlie Hebdo en París dijeron que Said expresó su lealtad al grupo yemení durante el ataque. Su hermano, Cherif Kuachi, de 32 años, fue condenado por cargos de terrorismo en 2008 por tener vínculos con una red de que enviaba yihadíes a combatir contra las fuerzas estadounidenses en Irak. Los hermanos fueron abatidos el viernes en un enfrentamiento con la policía francesa.

Una evaluación de la inteligencia estadounidense descrita a The Associated Press indica que Kuachi estuvo en Yemen varios meses en 2011 para entrenarse con al-Qaida. Uno de los funcionarios de seguridad yemeníes dijo que se cree que combatió con al-Qaida en la península arábiga en 2011 en la provincia de Abyan.

El segundo funcionario yemení dijo que se cree que Kuachi era uno de varios cientos de extranjeros deportados en 2012, cuando el gobierno expulsó a muchos estudiantes extranjeros que estaban en el país bajo el pretexto de estudiar árabe, pero de hecho trataban de establecer nexos con al-Qaida.

Los dos funcionarios hablaron con The Associated Press a condición de no ser identificados debido a la investigación en curso sobre la estancia de Kuachi en Yemen.

Las autoridades francesas sabían que Kuachi viajó a Yemen, pero no está claro si sabían lo que hizo allí, opinan funcionarios estadounidenses. Sin embargo, las autoridades francesas colocaron a los hermanos Kuachi bajo una estrecha vigilancia cuando regresaron. Funcionarios franceses creen que los hermanos llevaron una vida normal el tiempo suficiente para que las autoridades los consideraran una amenaza de bajo nivel y redujeran la vigilancia.

Un funcionario policial estadounidense dijo que los hermanos Kuachi provocaron preocupación suficiente para incluirlos en la lista de personas que no pueden abordar aviones comerciales. El funcionario habló a condición de no ser identificado debido a la investigación en curso.

Uno de los extranjeros que estuvieron en Yemen era un nigeriano llamado Umar Faruk Abdulmutalab, que intentó detonar una bomba en un avión de pasajeros que iba rumbo a Detroit en diciembre de 2009. El nigeriano pudo haber conocido al yemení-estadounidense Anwar al-Awlaki, un radical islámico, vinculado a al-Qaida, y sospechoso de supervisar la operación de la explosión de la aeronave. Al-Awlaki fue asesinado en un ataque aéreo con un avión no tripulado en septiembre de 2011.

Las autoridades estadounidenses consideran al-Awlaki uno de los líderes inspiradores de al-Qaida y lo vincularon a la planeación y ejecución de varios atentados contra intereses estadounidenses y occidentales. Al-Awlaki también estuvo vinculado con el tiroteo de 2009 en Fort Hood y se cree que recibió correos electrónicos del protagonista del ataque, el mayor Nidal Hasan.

Una ofensiva militar de Yemen, respaldada por Estados Unidos y la vecina Arabia Saudí, logró sacar a los extremistas de muchos baluartes en el sur de Yemen. Pero el grupo ha continuado atacando a los militares y las fueras de seguridad, lo que ha hecho que Estados Unidos aumente sus ataques con aviones teledirigidos.

Tú Opinión Cuenta en este Sitio

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.