Carlos Nuzman es castigado con prisión indefinida por la justicia de Brasil

SAO PAULO. La justicia de Rio de Janeiro decretó prisión indefinida para el presidente separado del Comité Olímpico Brasileño (COB), Carlos Nuzman, detenido desde el jueves por presuntos ilícitos en la negociación por la sede de los Juegos de Rio-2016, informó G1.

Este lunes concluía el período de cinco días de la prisión preventiva de Nuzman y del director general de operaciones del Comité Rio-2016, Leonardo Gryner, quien también fue arrestado la semana pasada.

Según el portal de noticias G1, el juez federal de Rio, Marcelo Bretas, aceptó la solicitud de la Fiscalía presentada la tarde del lunes para extender ambas detenciones por tiempo indeterminado.

El Ministerio Público argumentó que la medida era necesaria para evitar que los investigados puedan interferir “en la producción de pruebas”, reseñó el portal nacional.

Nuzman, de 75 años, fue detenido el jueves en su domicilio en Rio de Janeiro acusado de los delitos de “corrupción, lavado de dinero y pertenencia a una organización criminal”.

Este exjugador de voleibol profesional es señalado de supuestamente ser una pieza clave en lo que la Fiscalía afirma fue una trama de compra de votos a miembros africanos del Comité Olímpico Internacional (COI), para asegurarse la victoria de Rio en el proceso de atribución de los Juegos-2016.

Un día después de la detención de Nuzman, el COI le suspendió de todas sus funciones y derechos de miembro honorario, y lo excluyó de la comisión de coordinación de los Juegos de Tokio-2020, así como al propio COB.

La comisión ejecutiva del COI justificó la suspensión de todo el comité brasileño (tomada por recomendación de su comisión de ética, presidida por el exsecretario general de la ONU, Ban Ki-Moon) por el hecho de que el COB y su presidente “eran responsables de la candidatura de Rio de Janeiro en 2009”.

El sábado, el COB divulgó una carta, firmada por Nuzman, en el que el directivo pide licencia de su cargo para defenderse de las acusaciones.

“Para ejercer en su plenitud mi derecho de defensa, hasta ahora violado, me aparto, a partir de esta fecha, de los cargos de Presidente del Comité Olímpico Brasileño y de Miembro Nato de la Asamblea General”, afirma Nuzman en la misiva, fechada el viernes, dirigida al resto de dirigentes de la entidad.

Desde su arresto, el organismo lo encabeza de forma interina el hasta ahora vicepresidente Paulo Wanderley.

AGENCIA AFP