Recrean el intento de invasión inglesa de Puerto Rico en 1797

SAN JUAN. Miembros del recreado Regimiento Fijo de Puerto Rico rememoraron hoy el intento de invasión de los ingleses de la isla caribeña, ocurrido en estas fechas durante el año 1797.

José Torres Ramírez, tambor del Regimiento Fijo de Puerto Rico, explicó hoy a Efe que la recreación que se llevó a cabo en el Castillo de San Felipe del Morro, en el casco histórico del Viejo San Juan, tiene como objetivo educar a la población sobre aquellos históricos hechos.

Resaltó que este año, por primera vez, se procedió a izar durante la recreación en el Castillo de San Felipe del Morro la bandera española que se utilizaba en aquellos años en Puerto Rico, que es muy distinta a la Cruz de Borgoña, incluida en los escudos de armas y en las banderas de España desde 1506, que habitualmente ondea en ese monumento.

Torres Ramírez subrayó que esa bandera fue entregada por un agregado del Ministerio de Defensa de España en la Embajada de ese país en Washington hace unos años al recreado Regimiento Fijo de Puerto Rico, de que forman parte decenas de personas, muchas de las cuales participaron en el evento de hoy.

“Somos gente que nos gusta la historia y que estamos orgullosos de cómo nuestro pueblo defendió San Juan”, destacó, tras asegurar que el objetivo de la recreación es didáctico y también de crear conciencia entre la población de cómo los puertorriqueños de aquella época contribuyeron a defender su país.

Los actos de hoy se desarrollaron en el Castillo San Felipe del Morro, una fortificación española del siglo XVI construida en el extremo norte de San Juan que por siglos sirvió para vigilar la entrada a la bahía y proteger la ciudad de ataques marítimos y que actualmente es uno de los principales atractivos turísticos de la capital puertorriqueña.

En abril de 1797 apareció en la costa este de la isleta de San Juan una flota de guerra británica, compuesta por unos 60 buques de combate, 600 cañones y cerca de 7.000 soldados comandados por Ralph Abercrombie.

Los barcos británicos fueron atacados con fuego de artillería y morteros desde El Morro y el Fortín de San Jerónimo y un total de 16.000 voluntarios puertorriqueños y tropas españolas defendieron la isla durante días, hasta que, finalmente, el 30 de abril los británicos se retiraron.

Torres Ramírez señaló que la representación tiene lugar cada año y que en otras ocasiones ha venido a San Juan personas desde el Reino Unido.