Ninguno de los tres

Por Fernando A. De León

    Estamos comiéndonos la uñas esperando que alguien ducho en la materia refute una serie de artículos del abogado constitucionalista, Julio Cury, en los que entiende el actual transitorio constitucional que impide la re-postulación del presidente Danilo Medina, como discriminatorio.

   

    Aunque no creemos en el sistema ni en los posibles candidatos a la presidencia para el 2020 quisiéramos que, contundentemente, otro especialista rebatiera a Cury porque de ser como él argumenta, lo idóneo sería que ni el mandatario, Hipólito Mejía y Leonel Fernández aspirasen por un período más, al solio presidencial.

 

     Sin pretender ser danilistas entendemos que fortalecería el debate, el  retro-actuar igualmente con los que ya han ocupado la presidencia y pretendan hacerlo otra vez.  Podría entenderse como un absurdo el que en la actual Constitución de la República sólo se le impida a Danilo repetir en la presidencia; esto, sin que lo consecutivo sea ventajoso.

 

     En consecuencia, nos complacería el que los sostenedores de un discurso supuestamente no clientelista ni arribista y se consideran demócratas estén dispuestos a que, si Cury tiene razón, convenir en que ninguno de los tres aspire por nueva vez.

 

     Si es como él ha explicado debería aceptarse como venturoso para nuestra democracia el que obedeciendo al derecho de igualdad, el candidato presidencial a ganar la presidencia, sea un contendor de la oposición u otro rival del mismo Partido de Liberación Dominicana (PLD), que nunca antes haya aspirado.

 

     Sería saludable el que los impenitentes aspirantes que ya han gobernado, se sustraigan de terciar en las próximas elecciones generales, y sus adeptos den muestras de sensatez y resiliencia en aceptar que un nuevo candidato, ocupe la poltrona presidencial. Entonces entenderíamos que dejamos de ser más de lo mismo y que, de alguna forma, estamos avanzando.

    El autor es periodista, miembro del CDP en Nueva York, donde reside.