fbpx

Venezuela retoma productividad una semana después del apagón que la paralizó

El Gobierno venezolano dijo que un “ataque cibernético” a los sistemas de generación de la central hidroeléctrica de Guri, la más importante del país, motivó la caída del sistema

CARACAS.-Venezuela regresó este jueves a las actividades productivas y comerciales al cumplirse una semana del masivo apagón que paralizó y dejó a oscuras al país, y por el cual el gobierno de Nicolás Maduro y la oposición cruzaron denuncias.

Efe constató que en Caracas, la capital del país y asiento de los poderes públicos, los edificios de oficinas y otros expendios levantaron las rejas de sus negocios y retomaron labores, aunque con algunas restricciones en el consumo energético que afectaron el uso de ascensores y escaleras eléctricas.

Asimismo, el Metro y sus variantes del sistema estatal de transporte operaron este jueves sin que se reportaran fallos, aunque sin la normal afluencia de pasajeros.

El ministro de Información de Venezuela, Jorge Rodríguez, señaló que el sistema eléctrico respondió “sin mayores complicaciones” a la reanudación de las actividades laborales.

Con todo, pidió a los venezolanos extremar el ahorro de energía con medidas sencillas que van desde desconectar los cargadores de teléfonos móviles y artefactos que no estén en uso, así como regular en 23 grados los aparatos de aire acondicionado.

“Traten de utilizar el número necesario de luces, no exageren en la cantidad de luces prendidas en los hogares y en los sitios de trabajo”, añadió.

Además, dijo que con el retorno del flujo eléctrico el servicio de agua potable se ha restablecido en gran parte del país, con la excepción de algunas regiones del occidente venezolano, donde persisten fallos “técnicos” que no especificó.

“Tenemos las plantas de tratamiento y de bombeo (de agua) completamente en funcionamiento, y paulatinamente se ha venido llegando a todos los sectores”, dijo, si bien apuntó que las zonas “más elevadas” serán las últimas en volver a contar con el servicio.

Esta misma jornada, el titular de la Fiscalía, Tarek Saab, indicó que designó varios fiscales para investigar el apagón aunque no reveló lo que se ha “averiguado”, pese a que sus declaraciones dejaron en claro que respalda la tesis de “sabotaje” que lanzó el gobernante Nicolás Maduro para explicar el suceso.

“Se atacó el cerebro que controla toda la energía eléctrica del país, tenemos fiscales (…) que han iniciado una investigación de manera seria, incluso con competencia nacional, (pero) no voy venir a revelar a esta hora lo que hemos averiguado”, señaló.

En tanto que el Foro Penal, que lidera la defensa de los considerados presos políticos en el país, cifró este jueves en 124 las detenciones ocurridas en medio de protestas pacíficas que se registraron en varias partes del país en contra del apagón.

“Esto no cuenta las más de 200 detenciones aparte que son por saqueos”, dijo en rueda de prensa el director ejecutivo de la organización no gubernamental, Alfredo Romero.

La mayoría de los arrestos por protestas tuvieron lugar en los estados de Anzoátegui (49) y Monagas (20), ambos ubicados en el este del país petrolero.

Tras estos hechos, el total de presos políticos en el país es de 911, según la lista que maneja esta organización y que es avalada por la Organización de Estados Americanos (OEA).

Venezuela sufrió el pasado jueves un masivo corte eléctrico que sumió en la oscuridad a todo el territorio y que se prolongó durante cinco días.

El Gobierno venezolano dijo entonces que un “ataque cibernético” a los sistemas de generación de la central hidroeléctrica de Guri, la más importante del país, motivó la caída del sistema.

Maduro responsabilizó del ataque a Estados Unidos y a la oposición.

Pero la oposición ha desestimado las palabras del gobernante venezolano, y ha apuntado a la ineptitud y mala gestión de millonarios recursos destinados al sector como las principales causas del apagón.

El miércoles, la Universidad Central de Venezuela, la principal del país, presentó un análisis sobre el apagón que rebate la tesis de sabotaje de Maduro, y traslada la responsabilidad del corte eléctrico a un incendio que sobrecargó las líneas de transmisión y desactivó las salas de máquinas generadoras del Guri.

 

AGENCIA   EFE