fbpx

Comerciantes tratan de tumbar salarios que una resolución avala

Sin embargo, es prácticamente imposible que puedan conseguirlo; de hacerlo se colocarían en contra de la ley

Las posibilidades que tiene la Federación Dominicana de Comerciantes (FDC) de lograr que “se eche para atrás” o se deje sin efecto el aumento de 14%, dispuesto por el Comité Nacional de Salarios (CNS) para el sector privado no sectorizado son muy bajas. Prácticamente imposible, salvo que esa entidad quiera irse contra la ley y no pagar el alza.

Las resoluciones que toma el CNS son de carácter obligatorio. El otro punto que tienen en contra esa y otras organizaciones que amenazan con irse a las protestas, si no se les complace su intención de violentar la disposición, es que en el pasado el sector empresarial intentó frenar el paso hacia el incremento de sueldos, con un recurso sometido ante el Tribunal Superior Administrativo, pero esa vez les fue negado, o lo que es lo mismo: perdieron.

Posiblemente una hora después de que el Comité Nacional de Salarios aprobara el reajuste salarial, la Confederación Patronal Dominicana (Copardom) envió una comunicación interna a sus asociados informando sobre la medida. Lo hizo, a pesar de que públicamente ha dicho que está en contra de la resolución del CNS, algo que fue revalidado por el Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), por vía de un comunicado de prensa, donde advertía que su consejo directivo estudiaría los pasos a dar tiene copia de esa misiva que envió Copardom a sus socios.

El CNS está compuesto por tres sectores, que son: el empresarial, representado por la Copardom; el sector sindical que representa a los trabajadores, y está la representación del Gobierno, vía el Ministerio de Trabajo. En cada una de las jornadas que se realizan cada dos años (cuando toca la revisión del salario mínimo privado, por ley) los intereses de las empresas son defendidos por la Copardom frente a las otras partes. Pero en esta ocasión la FDC ha dicho que las micro, medianas y pequeñas empresas no están representadas por la Copardom, a pesar de que años antes sí habían estado bajo la sombrilla de esa entidad de patronos.
“Hoy las mipymes del país están representadas en la Federación Dominicana de Comerciantes, en Codopyme, en la Asociación Nacional de Empresas e Industrias de Herrera (ANEIH) y en la Asociación Nacional de la Industria de muebles y colchones”, sostuvo Iván de Jesús García, en una rueda de prensa a la que convocó para dejar claro que se irá en contra de lo que ya fue aprobado y debe cumplirse. “Estamos haciendo un llamado a los 2.5 millones de empleados que tenemos nosotros y al 1.5 millón de empresas que son miembros de nuestras instituciones a que no vamos a aumentar el salario de acuerdo a la resolución del Comité Nacional de Salarios porque se aprobó sin la clasificación de las empresas violando la ley 187-17”, expresó De Jesús García, presidente del gremio, como si su pedido se tratara de algo que va en beneficio de los empleados.

El empresario informó que la próxima semana anunciarán al país las acciones que se van a tomar para protestar por el aumento.
Un aumento que apenas alcanzó el 14%, cuando el sector sindical abogaba porque fuera un 30. Para conseguir ese incremento debieron pasar diez reuniones en el CNS, desde inicios de este año 2019, por la resistencia empresarial. En el mismo escenario donde el alza de aprobó, se acordó que el tema de la clasificación se discuta en un calendario de 60 días, iniciando el próximo miércoles. Todos los sectores están convocados.

Pese a eso, la FDC y las demás instituciones que sostuvieron la rueda de prensa de protesta advirtieron que no aumentarán los salarios hasta que no se haga la reclasificación. Y no se sabe con certeza el tiempo que tardará analizar ese tema. “Estaremos anunciando el calendario de los paros escalonados a partir de la notificación de la resolución del Comité Nacional de Salarios, donde empezaremos por paros por ciudades, luego por regiones, hasta concluir con un gran cierre Nacional de las mipyme”, expresó la FDC.

Con el nuevo aumento, el salario mínimo más alto del sector privado se ubica en RD$17,610, en el caso de los empleados que laboran en las grandes empresas. Para los empleados de las medianas empresas el salario mensual será de RD$12,107 y para las pequeñas empresas, que antes pagaban un salario de RD$9,411, tendrán que pagar RD$10,730. Los trabajadores de campo (“echa días”) ganarán RD$400 diarios por jornada de 10 horas diarias, salario mínimo que aumenta baja cuando la jornada de trabajo comprenda un período mayor o menor de esas diez horas diarias. Los guardianes privados ganarán RD$15,000.

 

F   EC