fbpx

David Ortiz deja el hospital tras disparo que casi le cuesta la vida

El ex pelotero de Medias Rojas tuvo que ser operado varias veces de los intestinos, hígado y colón

El expelotero de los Red Sox, David Ortiz, dejó este viernes el hospital donde recibía asistencia tras ser baleado en su natal República Dominicana el pasado 9 de junio, de acuerdo a reportes de la cadena internacional ESPN.

Se recuerda que mientras compartía con amigos en un bar de Santo Domingo Este, Ortiz recibió un disparo que le daño órganos internos y lo mantuvo en terapia intensiva durante varias semanas.

El ex pelotero de Medias Rojas tuvo que ser operado varias veces de los intestinos, hígado y colón y forzó a los médicos que le operaron de emergencia en República Dominicana a extirparle la vesícula.

David está en su casa desde el viernes. En la casa, tendrá la asistencia de enfermeras a tiempo completo y visitas periódicas de su médico personal. Seguirá haciendo sus terapias y todo lo que conlleva la rehabilitación de los procesos a los que fue sometido recientemente”, ha dicho la fuente de ESPN sobre la recuperación de Big Papi.

Desde acá le deseamos todo lo mejor y esperamos que pronto pueda regresar a su vida pública.

Según la investigación oficial, el intento de asesinato fue ordenado por Hugo Gómez desde Estados Unidos y estaba dirigido a su primo David Fernández y no al popular ‘Big Papi’. Fernández compartía una mesa del Bar Dial de la zona oriental de Santo Domingo la noche del ataque, con Ortiz, la noche en que ocurrió el hecho.

La agresión ocurrió el domingo 9 de junio y luego de ser operado de urgencia en Santo Domingo, al día siguiente fue trasladado a Boston en un avión-ambulancia que enviaron los Medias Rojas y fue ingresado en el Hospital General de Massachusetts, donde tuvo que ser sometido a dos operaciones más.