fbpx

Escuelas públicas de Florida pierden 90.000 alumnos debido a la pandemia

MIAMI.- Las autoridades escolares y legisladores de Florida (EE.UU.) han pedido información sobre los casi 90.000 estudiantes de primaria y secundaria que no se han matriculado después de la pandemia en las escuelas públicas, lo que puede significar una merma en la asignación presupuestaria.

Los distritos escolares estatales estiman que, producto de la pandemia de la covid-19, al menos 87.811 estudiantes no se han matriculado en escuelas públicas, respecto a los pronósticos de inscripciones para el año académico 2020-2021.

El presidente de la Cámara de Representantes estatal, el republicano Chris Sprowls, aseguró que una menor matrícula creará un desafío al elaborar un presupuesto para las escuelas.

En una misiva enviada a los superintendentes Sprowls expuso que una orden de emergencia, que vincula los fondos educativos a la inscripción proyectada, permitió a los distritos mantener 700 millones de dólares en fondos este año “por encima de lo que de otro modo estaría permitido por la ley”.

Alberto Carvalho, máximo responsable del distrito escolar Miami-Dade, el cuarto más grande del país, con unos 45.000 estudiantes y alrededor de 40.000 empleados, dijo que en el presente curso escolar se inscribieron en las escuelas de su distrito 10.006 estudiantes menos de lo esperado.

Según Carvalho, el 78 % de esos alumnos se mudó fuera del condado o del estado, o se inscribió en escuelas privadas.

Pero añadió que el 22 % restante, unos 2.200 estudiantes, “no estaban contabilizados o no estaban representados en nuestro número de inscripciones”.

En Broward, el segundo distrito escolar público más grande de Florida, alrededor de 8.500 estudiantes no se han reportado ni a la clase física ni al aprendizaje remoto, según el superintendente Robert Runcie.

“Esto tendrá un impacto significativo en el distrito si no recuperamos ninguno de los 8.500 alumnos desaparecidos. Equivale a una zona escolar completa, una secundaria y una primaria juntos”, señaló Runcie, según recoge el canal 6 local de NBC News.

Desde que comenzó en marzo pasado la pandemia, los padres de Florida tuvieron la opción de elegir cómo sus hijos tomarían este año escolar por internet o presencialmente, o una combinación de ambas opciones.

El gobernador Ron DeSantis es partidario de que los niños vuelvan a la escuela y ha criticado algunas recomendaciones de las autoridades sanitarias para que estudien desde casa si la incidencia de la covid-19 aumenta.

Según una orden ejecutiva firmada esta semana por Richard Corcoran, comisionado de Educación de Florida, los exámenes estatales deben realizarse en la escuela, incluso en el caso de los alumnos cuyos pares optaron por la educación a distancia.

Todos los estudiantes deben asistir al menos un día a la escuela para tomar el examen, señala el decreto, que ha despertado preocupación en algunos padres, según sus declaraciones a los medios.

La medida obliga a las escuelas a realizar preparativos para que los estudiantes, desde tercer grado, realicen sus exámenes de lectura, escritura y matemática a partir del 5 de abril.

 

AGENCIA  EFE